CALVO, EL ILUSTRE MAESTRO QUE HIZO SUYA LA CIUDAD DEL DOLOR

el .

El 2 de mayo de 1916 llega a la población de Agua de Dios el que sería hasta la fecha su más ilustre huésped, uno que tierra alguna pudiera hacer suyo a merced de un gran talento musical y que como individuo en carne propia vivenció, la realidad física que lo hizo afín a sus habitantes. Luis Antonio Calvo Rondón nacido por el año de 1882 en el municipio santandereano de Gambita, arribó a este Municipio precedido de un reconocimiento sobresaliente, ya que para la época, la sociedad colombiana lo registraba como uno de sus más prominentes artistas, a la vez que paradójicamente lo confinaba a este lugar; una forma de destierro a la que eran sometidos los señalados por la enfermedad de la lepra, esta situación le permitió al maestro convertir el dolor en esperanza para su vida, ya que marco la tendencia a la consolidación de su gran obra y conocer el amor que le acompañaría hasta el día de su muerte.